jueves, 3 de mayo de 2012

Silencio

¿Qué son los días si no hay algo por lo cual vivirlos? Creo que pasé estos dos últimos meses aguardando, impaciente. Sabía que mi relato no era lo suficientemente bueno como podría haber sido, que era sólo un cúmulo de palabras sin demasiado sentido... Pero esperaba verme ahí, creía que quizás era todo una retorcida maquinación de mi cerebro, que siempre se empeña en demostrarme que todo lo que hago es horrible. 

Treinta finalistas. Y mi nombre no estaba entre ellos. Definitivamente, creo que no fue mi mente la que me estaba jugando una mala pasada, sino que era la cruda verdad. No soy lo suficientemente buena. Sueños rotos, esperanzas desperdiciadas... Y desgano. Justo en el momento en que menos lo necesito.

¿Volveré a pasarme por aquí? No lo sé... Tan sólo tenía ganas de dejar una vez más una pequeña huella, prolongar un poco más el doloroso letargo, hasta que el mundo se olvide por completo de mi existencia.


9 comentarios:

  1. Siempre se acordará alguien...y si nó díselo a hacienda..jejej, un beso desde Murcia...seguimos...

    ResponderEliminar
  2. ¿Y por qué si no te eligen entre 30 tienes que ser mala? ¿No cabe la posibilidad de que esos 30 fueran mejores o, simplemente, de que al jurado en cuestión le llegasen más? Escribir es un arte y como todo arte es completamente subjetivo. Y cuando uno se cae, se levanta, y nada le asegura que no se volverá a caer, pero tiene que intentarlo y levantarse y eso ya es un paso.
    Me alegro de que te hayas vuelto a pasar por aquí, desapareciste muy de repente y con una entrada un poco plof y estaba algo preocupada.

    ResponderEliminar
  3. Eran 30 desde "su" opinión. Tus cualidades dependieron de unas pocas personas que a su vez dependieron de lo que fuese que les estuviera pasando por la cabeza. Yo creo que tus escritos no se merecen quedarse entre sus cualificaciones… Estoy segura que hay muchas otras voces que los quieren oír (yo, por ejemplo)

    ResponderEliminar
  4. Hace mucho me acorde de tu promesa, el de escribir a diario... la recuerdas? porque yo no la olvide... Paso el tiempo y pense, ya, es todo, Rita abandono su promesa porque de seguro tiene cosas mas imporantes, UNA VIDA, que necesita dedicacion y tiempo... Pero con tu entrada lo entendi, entendi la ausencia, el motivo, y el desanimo basrbaro que tienes con justa razon... una vez escribi algo... "No siempre el esfuerzo es recompensado, cuando este depende de terceras pesonas"... Si has leido esos relatos de personajes que llegaron lejos pero que al principio no daban di medio centavo por ellos... Muchos, que como tu le dijeron que no, pero que a pesar de aquello lo siguieron intentandolo... Acaso piensas que lo que estan arriban llegaron de un solo impuloso y en el primer intento... No lo creo... En tu lugar tambien me desanimaria, pero sabes, me gusta como escribes, tienes un algo que no se explicar y lo sabes, tienes el talento, desarrollalo un poco mas, no se... lee y regresa mejorada... tu puedes Rita...
    Saludos... ñ_ñ

    ResponderEliminar
  5. La vida es así hay veces que se gana, y otras en que se pierde.. la cuestion esta en ver en esas perdidas, algo rescatable... porque minimo, sirven como leccion. Personalmente, no creo que seas mala por no haber quedado entre esos 30, pensá en la frase "La belleza esta en los ojos de quien la mira" tal vez a esa personita no le convenció tu texto, pero seguro que hay miles de personas a los que si :) imaginate si The Beatles le hubieran dado bola a los primeros salames que los escucharon y le dijeron "ustedes no tienen futuro". La perseverancia, y la esperanza, nunca se deben perder.
    Ánimo, Rita! te tenemos fé :)
    Beso

    ResponderEliminar
  6. La vida no es más que una série de decepciones y de alegrias. Como bien dice Orne, otras se pierde, otras se GANA. La cuestión es SER CONSTANTE en eso que te gusta, en evolucionar.
    Puede que será un poco malcarado, pero no te mires tanto el ombligo, mira adelante y a trabajar que mucha gente como yo te quiere como el huracán de siempre!

    ResponderEliminar
  7. SÍ HAY ALGO POR CUAL VIVIRLOS, tu vida, por ejemplo.

    ResponderEliminar
  8. Creo que el arte es subjetivo, depende del ojo del que lo ve, o en este caso, lo lee. Qué más da que alguien te diga que has ganado algo, es al fin y al cabo, la opinión de ciertas personas, con ciertos gustos.

    Ánimo!

    ResponderEliminar
  9. ¿Y cuánto puede importar en realidad el que nos reconozca un mundo que nada sabe hacer además de beneficiar a los idiotas? Más valioso es aquel que dedica cada palabra al público de su propia conciencia que ese dispuesto a vender su esfuerzo para lograr una aprobación arbitraria.

    El talento existe cuando se siente... el orgullo cuando se piensa.

    ResponderEliminar